Limpieza de sangre de Arturo Pérez Reverte

limpieza-de-sangreLimpieza de sangre nos adentra más en los personajes de la serie del Capitán Alatriste. La historia se enfoca en el triunvirato principal: quevedo_medFrancisco de Quevedo el poeta satírico, amante de la buena vida y peleas en antros de mala muerte; Diego Alatriste el héroe de los tercios de Flándes que subsiste de sus servicios de espadachín a sueldo; Íñigo Balboa el protegido de Alatriste que narra la historia y nos ofrece la perspectiva joven como gancho para los lectores pues se trata de una serie para jóvenes. Hecho que no impide que todas las edades disfrutemos de este magistral retrato de la España moribunda, cuando todavía está al poder del imperio más grande del mundo, pero ya empiezan a sentirse los estragos de las malas decisiones y el fanatismo religioso: expulsión de los judíos, moros, injusticias por los autos de fe de la Inquisición, etc. las-meninas-velazquezConocemos más a fondo a la enemiga y iigobalboa_1_medobjeto de amor de Íñigo Balboa, la hermosa y maquiavélica Ángela Alquézar que es la menina del cuadro famoso de Velázquez. Esta niña con cara de ángel es como un perro feroz para defender los intereses de su tío. Es tan mala que usa a Íñigo para practicar sus dotes de seducción y le regala una medalla escrita con letras hebreas con toda la mala leche de causarle problemas y posiblemente la muerte.

Veamos la definición en Wikipedia para limpieza de sangre:

Los Estatutos de limpieza de sangre fueron el mecanismo de discriminación legal hacia las minorías españolas conversas bajo sospecha de practicar en secreto sus antiguas religiones –marranos en el caso de los antiguos judíos y moriscos en el de los antiguos musulmanes– que se estableció en España durante el Antiguo Régimen. Consistían en exigir (al aspirante a ingresar en las instituciones que lo adoptaban) el requisito de descender de padres que pudieran asimismo probar descendencia de cristiano viejo. Surgen a partir de la revuelta de Pedro Sarmiento (Toledo, 1449), a consecuencia de la cual se redactó la Sentencia Estatuto y otros documentos justificativos, que a pesar de ser rechazados incluso por el papa Nicolás V, tuvieron una gran difusión en gobiernos municipales, universidades, órdenes militares. Se emplearon para impedir que los españoles libremente pudiesen asentarse en las Américas, limitando su emigración. Pero hasta la llegada al poder en 1621 del Conde-Duque de Olivares tras subir al trono Felipe IV no se hizo nada por cambiarlos. Los estatutos de limpieza de sangre fueron abolidos por una Real orden del 31 de enero de 1835, aunque hasta 1859 se mantuvo para los oficiales del ejército. En 1870, la pureza de sangre dejó de ser un criterio para la admisión a cargos de profesor o en la administración pública (https://es.wikipedia.org/wiki/Estatutos_de_limpieza_de_sangre)

imagesNNRKA4K8Es claro que muchas personas utilizaron la Inquisición para vengarse de sus enemigos, arruinar a los que envidiaban, avanzar susfraile-dominico carreras políticas/religiosas y hacerse de fortunas apropiándose de las pertenencias que dejaban atrás los desdichados que eran denunciados. Me parece muy acertado el cuadro lúgubre de la Inquisición que nos pinta Reverte. Celdas frías, oscuras, húmedas, llenas de ratas y mendrugos de pan, se oyen gritos y gemidos pero no entra la luz ni el tiempo real. Los prisioneros de la Inquisición entraban en una especie de zona del olvido desde donde muy pocos tenían la dicha de regresar y no se publicaba en ningún lugar que fueron encerrados. Simplemente desaparecían. Los frailes dominicos eran unos verdaderos verdugos que propiciaban azotes y torturas a los detenidos. inquisición-potroMuchos ni siquiera sabían por qué los habían detenido. La descripción del salón de interrogatorios con sus mesas y el potro donde quebraban a los infelices es verdaderamente escalofriante. Íñigo oye constantes gritos de dolor y desesperación que le hielan la sangre al lector. La empresa fantásticamente estúpida de robar una doncella del convento estaba destinada al fracaso desde el principio. Es como si Quevedo hubiese leído Don Juan Tenorio demasiadas veces y quisiera revivir ese episodio… Me parece increíble que el convento era más bien un prostíbulo donde las doncellas fueron arrastradas a la fuerza por sus familias o enemigos para caer en las garras del fraile que las usaba como si fuera el chulo mayor, haciéndoles creer que fornicar con él era conducente al perdón de los pecados y la santidad.

alatriste-viggo-mortesenPrefiero el primer libro pues tenía más acción que este, además de introducirnos en el mundo de la España del siglo XVII y sus personajes emblemáticos. Reverte no puede evitar revestir al metal a sueldo de Alatriste con una dignidad sobria y un código de honor que lo hacen casi un asceta. Su único vicio parece ser beberse solo todo el vino que encuentre, sin duda para ahogar los fantasmas de todos los que ha despachado al más allá…Me pareció profundamente humana la decisión de Alatriste de dejar con vida a su mayor enemigo, el espadachín italiano gmalatesta_medGualderio Malatesta, una vez comprobó que al fin y al cabo la vida ruin de ese hombre no era tan diferente a la suya propia (el mismo cuarto miserable, la ropa raída, el cuerpo lleno de cicatrices, la espada llena de abolladuras, una ex prostituta fiel a su lado…). Todo esto contribuye al código de honor por el que vive Alatriste:

“doy fe que en los más desalmados malandrines, pícaros, soldados y chusma a sueldo, advertí más respeto a ciertos códigos y reglas no escritas que en gente de condición supuestamente honorable..” (p. 22)

Esta cita parece especialmente dedicada al ruin enemigo de Alatriste el secretario Alquézar y su malvada sobrina Angélica, gente adinerada con nada de honor ni escrúpulos.

Limpieza de sangre es claramente solo un peldaño en una escalera emocionante que debemos subir para llegar al final. Me dejó con ganas de más aventuras, pero me consuelo porque todavía me quedan varios libros que leer de esta fabulosa serie.

  1. El capitán Alatriste (1996)
  2. Limpieza de sangre (1997)
  3. El sol de Breda (1998)
  4. El oro del rey (2000)
  5. El caballero del jubón amarillo (2003)
  6. Corsarios de Levante (2006)
  7. El puente de los asesinos (2011)

Según Wikipedia, posiblemente se publiquen dos títulos adicionales: La venganza de Alquézar, Misión en Paris.

bocanegra_medNo puedo dejar de mencionar que me encantan los nombres que Reverte asigna a sus personajes pues aportan a la fibra moral de estos: Conde de Puñoenrostro evoca una persona con cara de pocos amigos, Fray Bocanegra adelanta que todo lo que salga de su boca es dañino y nocivo, Alatriste aporta un dejo de melancolía al personaje, Malatesta en italiano significaría tener malos cascos. Otros elementos que me parecieron fantásticos en la narración de la España en decadencia del siglo XVII fueron:

  • Las iglesias se tornaban en lugares de asilo para los malandros y por eso “tornábanse de noche tabernas de malhechores incluso burdeles donde latía el pulso de aquella España bajuna, peligrosa y atrevida (p 138)”
  • Sobre el clero nos cuenta acertadamente “no pocos abusaban de la tonsura para disfrutar mezquinos apetitos e intereses”
  • De hecho menciona Reverte que de la España opulenta y majestuosa ya solo les quedaba el orgullo…

Puedes leer mi entrada sobre el primer libro del Capitan Alatriste aquí. Puedes ver la página oficial de Arturo Pérez Reverte http://www.perezreverte.com/libro/47/limpieza-de-sangre/

¿Qué te parece? Estás de acuerdo, nada que ver, etc.

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s