Hollow City de Ransom Riggs

Hollow-CityHollow City de Ranson Riggs es el segundo libro de la serie Miss Peregrine’s Peculiar Children.

Este libro empieza justo donde termina Miss Peregrine’s Home for Peculiar Children, cuando Jacob, Emma y el resto de los niños peculiares rescatan a Miss Peregrine de los wights y se dan cuenta de que ella va a necesitar la ayuda de otra ymbrine para recuperarse y poder, a su vez, ayudarlos a ellos.

El problema es que, si sus sospechas son ciertas, existe la posibilidad de que Miss Peregrine sea la única ymbrine que no ha sido capturada por los wights. Eso, por supuesto, no los va a detener, después de todo, lo último que se pierde es la esperanza, ¿no?

Es así comoJacob, Emma, Hugh, Bronwyn, Horace, Millard, Claire, Fiona, Olive y Enoch comienzan un difícil viaje hacia Londres. En su mayor parte, el viaje es durante 1940, en plena Segunda Guerra Mundial.

En su accidentado peregrinaje, los niños se encuentran con amigos y enemigos y conocemos unos cuantos peculiares que, en algunos casos, deciden unirse al grupo.

Algunos de los nuevos peculiares que conocemos en este libro son:

  • Radi – un nene gitano que, como Millard, tiene la peculiaridad de invisibilidad. Cuando lo conocemos, su peculiaridad está empezando a manifestarse y sólo sus pies son invisibles.
  • Melina – su peculiaridad es telequinesis. Su mal genio no es para nada peculiar, pero sí muy interesante en la trama.
  • Joel y Peter – estos hermanos son ciegos, pero pueden moverse usando sonido como si fueran murciélagos. Esto resulta ser muy útil cuando el grupo tiene que escapar en la oscuridad. Los hermanos siempre están en contacto físico y no pueden estar separados ni por un segundo.
  • Sam – ella se puede regenerar. Mucho más cool que Wolverine porque ni siquiera sangra ni siente dolor.
  • Althea – es la versión femenina de Frozone. Ella puede congelar todo a su alrededor.
  • Sergei – es uno de los pocos peculiares adultos que conocemos. El puede doblar su cuerpo hasta caber en una maletita.
  • El payaso – nunca nos enteramos de su nombre ni de su peculiaridad. Pero creo que ser muy odioso, un tanto asqueroso y en extremo grotesco no cuenta.

En este libro, además, nos enteramos de que también hay animales peculiares como Addison, un perro que puede hablar, usa espejuelos y fuma pipa, y también las palomas mensajeras de Mrs. Wren, entre otros.

También conocemos mejor a los wights, sus motivaciones y sus macabros planes. Y bueno, si nos ponemos en sus zapatos podemos hasta entenderlos un poco. Después de todo, en todas las historias, todo el que se cree superior ha sentido la necesidad de dominar el mundo. Lo que no puedo es justificarlos porque están dispuestos a hacer cualquier cosa para lograr su cometido.

Les confieso que este libro me dejó exhausta. Es un eterno corre y corre, sorteando todo tipo de peligros, en una misión que, desde el principio, parece destinada al fracaso.

Por momentos, yo sólo pensaba: “¡Dios mío, dennos un break!” Pero de principio a fin, el libro es una carrera de obstáculos.

En medio de todo esto, Jacob puede sentir como su peculiaridad se va desarrollando hasta el punto de que él puede controlarla y usarla para proteger a sus amigos.

Originalmente él sentía que era su deber ayudar a Miss Peregrine para pagar la deuda que su abuelo tenía con ella, pero a medida que avanza el libro y sus sentimientos por Emma se agudizan, él empieza a verse como parte del grupo.

No quiero darle mucha mente al hecho de que Emma fue novia del abuelo de Jacob y ahora está empezando una relación con él. Me parece un poco creepy, pero vamos a dejarlo ahí.

Lo que sí quiero compartir con ustedes es una parte en la que él describe cómo se siente cuando está cerca de ella, porque creo que es la mejor descripción que he leído de la etapa del enamoramiento, cuando apenas está comenzando. Jacob piensa:

But then she pulled away and kissed my forehead and started back toward the others. I was too dazed to follow right away, because there was something new happening, a wheel inside my heart I’d never noticed before, and it was spinning so fast it made me dizzy. And the farther away she got, the faster it spun, like there was an invisible cord unreeling from it that stretched between us, and if she went too far, it would snap – and kill me. I wondered if this strange, sweet pain was love.

Mi traducción:

Pero ella se separó y me besó en la frente y empezó a caminar hacia donde estaban los demás. Yo estaba muy aturdido y no la seguí de inmediato, porque algo nuevo estaba sucediendo, una rueda dentro de mi corazón que no había notado antes, y estaba girando tan rápido que me sentía mareado. Y a medida que ella (Emma) se alejaba, más rápido la rueda giraba, como si hubiese un cordón invisible desplegándose entre nosotros, y si ella fuese a alejarse demasiado, el cordón se rompería – y me mataría-. Me preguntaba si este dolor extraño y dulce era amor.

Según va avanzando el libro, Jacob finalmente acepta e internaliza que él también es peculiar. El no puede simplemente volver a casa y tratar de seguir su vida como si nada (claro, sin mencionar que si los wights se salen con la suya, el mundo que Jacob conoce como su presente dejaría de existir). Este es su mundo y está en peligro.

El final del libro me recordó una conversación entre Harry y Dumbledore en Harry Potter and the The Half-Blood Prince. Cuando Harry finalmente internaliza que él es quien tiene que detener a Voldemort y piensa:

It was, he thought, the difference between being dragged into the arena to face a battle to the death and walking into the arena with your head held high. Some people, perhaps, would say that there was little to choose between the two ways, but Dumbledore knew – and so do I, thought Harry, with a rush of fierce pride, and so did my parents – that there was all the difference in the world.

Mi traducción:

Era, pensó él, la diferencia entre ser arrastrado a la arena para enfrentarse en una batalla a muerte y entrar a la arena con la cabeza en alto. Algunas personas, quizás, dirían que había muy poco de dónde escoger entre ambas maneras, pero Dumbledore sabía – y yo también, pensó Harry, sintiendo una ráfaga de orgullo feroz, y también mis padres – que eso hacía una gran diferencia.

Creo que en el próximo libro veremos a un Jacob que va a actuar en lugar de reaccionar. Es algo que voy a disfrutar, pero hay dos o tres libros en mi lista antes de Library of Lost Souls.

Lo último que quiero mencionar son las fotografías. Esta vez la experiencia fue diferente para mí porque ahora yo sabía que, en lugar de la historia haber inspirado las fotografías, fue al revés. Me imagino al autor con todas las fotografías encima de una mesa y cómo la historia empezaba a tomar forma medida que él iba agarrando una foto y decidiendo cómo incorporarla. ¿Qué personaje cobraría vida a partir de esas fotos perturbadoras ventas de garaje?

Este libro tiene un final que deja tanto al lector como a los personajes principales con el sentimiento de que hemos perdido por completo la esperanza; de que es imposible que la cosa vaya a mejorar.  Vamos a ver qué pasa en el último libro de la serie.

¿Qué te parece? Estás de acuerdo, nada que ver, etc.

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s